Te contamos la diferencia entre bebés prematuros y bajos de peso

¿Existen diferencias entre los bebés prematuros y bajos de peso? Los bebés prematuros suelen pesar menos que los bebés nacidos a término porque no han tenido tiempo de engordar. Sin embargo, el peso normal de un recién nacido se calcula en relación a su edad gestacional y se dice que pesa poco cuando pesa menos de lo esperado para su edad. Cuando confluyen en un mismo bebé ambas circunstancias, el riesgo de padecer ciertas enfermedades aumenta.

Los bebés prematuros pesan menos que los que nacen a término porque no les ha dado tiempo a engordar y a adquirir reservas de grasa, pero su peso puede ser normal si está entre los límites que corresponden a su edad gestacional.

Los médicos utilizan las iniciales AEG que quieren decir que su peso es Adecuado a la Edad Gestacional.

 

¿Cómo se calcula la edad gestacional de un bebé?

 

Otros bebés se desarrollan más lentamente durante su estancia en el útero materno, lo que no significa que sean prematuros. El resultado es un bebé que pesa menos de lo esperado para este tiempo, y se utiliza la expresión Bajo Peso para su Edad Gestacional (BPEG) o bien Pequeño para su Edad Gestacional (PEG).

Algunos bebés prematuros, además de nacer antes de tiempo, pueden ser también de Bajo Peso para su Edad Gestacional. El que los bebés prematuros tengan peso bajo es una complicación añadida a su inmadurez, pues indica que ya han tenido algunas dificultades anteriormente: enfermedades maternas, infecciones u otras situaciones que conducen a una nutrición insuficiente del bebé en desarrollo.

los bebés prematuros

 

¿Cuando se considera a un bebé prematuro?

 

Se considera prematuros a los bebés que han nacido antes de la semana 37 de gestación. Al menos en España, la esperanza de vida de los bebés nacidos a partir de las semanas 22-24 de embarazo es muy alta. Los bebés prematuros suelen ser más pequeños y la inmadurez de sus órganos les predispone a padecer ciertas enfermedades, por lo que requieren cuidados especiales.

Cuando un bebé nace antes de la fecha prevista, se dice que es prematuro o pre término. Los bebés prematuros son los que nacen antes de las 37 semanas.

La duración media de un embarazo es de 40 semanas o de unos 280 días contando desde el primer día de la última menstruación, a lo que los médicos se refieren como la edad gestacional del feto.

Se considera normal que un bebé nazca un poco antes o un poco después de la fecha que se calculaba. Así, se considera que un bebé ha nacido a término si lo hizo entre las 37 y las 42 semanas. Si el bebé nace antes de tiempo, no habrá podido completar su desarrollo y será más inmaduro cuanto más tiempo falte para los 280 días de una gestación completa. En España, es posible que los bebés nacidos a las 22-24 semanas de vida puedan salir adelante.

Los bebés prematuros suelen tener menor peso y su inmadurez les predispone a padecer algunas enfermedades especiales. Hay que saber que cuando los padres deben separarse de su bebé por unos días debido a que ha nacido prematuramente y necesita cuidados especiales, es natural que sientan angustia y tristeza y que se hagan muchas preguntas; que se sientan culpables.

 

Causas de que un bebé nazca con bajo peso

 

Las causas de que un bebé nazca con bajo peso coinciden en buena parte con las de que un bebé nazca prematuramente. El tabaco, el estrés, la delgadez excesiva de la madre o el consumo de drogas pueden propiciar cualquiera de estas dos circunstancias. El especialista llevará un control del crecimiento intrauterino desde la primera ecografía para prevenir el bajo peso en el recién nacido.

Los cuidados en los bebés prematuros

 

Los cuidados en los bebés prematuros

 

Los bebés y niños prematuros son aquellos que nacen antes de las 37 semanas de embarazo. Los “grandes prematuros” lo hacen antes de las 29 semanas de gestación. Tanto el bebé como el niño pequeño, así como la madre antes de quedarse embarazada, durante el embarazo y después del parto tienen que seguir una serie de cuidados. Con la práctica los padres aprenden a distinguir cuando el bebé llora porque tiene hambre, sueño o se siente molesto. También saben si el recién nacido es un bebé fácil, difícil o apático. El cambio del pañal, el aseo diario, el sueño del bebé y su alimentación son las primeras formas de cuidado físico. Debéis saber que al principio estos cuidados pueden resultar para los padres agotadores. Sin embargo, este cansancio se disipa.

Los cambios que experimenta el bebé en su desarrollo intelectual, psicomotor, afectivo, psicológico y social son realmente espectaculares durante su primer año de vida. De ser un recién nacido desvalido, pasa a convertirse en un niño cada vez más autónomo que anda, juega y se relaciona con los demás. Sabemos que los padres suelen sentir miedo, ansiedad, soledad o culpabilidad cuando un bebé nace prematuro. Los bebés prematuros necesitan unos cuidados especiales en el hospital y en casa debido a la inmadurez de sus órganos. ¡Ten en cuenta que no han tenido tiempo suficiente para desarrollarse en el útero de la madre! Esta circunstancia les predispone a padecer algunas enfermedades especiales.

En los últimos años se ha comprobado que si se practica con ellos el método canguro, contacto piel con piel entre la madre, el bebé prematuro mantendrá el calor y ganará peso antes que los prematuros que permanecen en la incubadora. Los bebés prematuros pesan algo menos que los bebés nacidos a término. También pueden presentar algunas secuelas en su desarrollo psicomotor o intelectual. Sin embargo, que el recién nacido adquiera nuevas habilidades es cuestión de tiempo, aunque sería beneficioso para su desarrollo un programa de estimulación precoz.

 

motivos de un bebé prematuro

 

¿Cuál es la edad real de un bebé prematuro?

 

La edad de los bebés prematuros tampoco se corresponde con la edad cronológica, sino con su edad gestacional, más tarde edad corregida, que se contabiliza a partir de la fecha de la última regla. Por ejemplo, un bebé que nace a las 28 semanas, cuando tiene 4 meses “cronológicos”, es como si tuviera sólo 1 mes. ¡No te agobies en exceso! El bebé irá evolucionando poco a poco hasta convertirse en un niño fuerte.

Durante los controles ecográficos de la gestación, el especialista suele medir al feto. Esto le permite saber si se desarrolla bien o si necesita alguna vigilancia especial.

Cuando un bebé crece lentamente se habla de Retraso del Crecimiento Intrauterino o de Crecimiento Intrauterino Retardado (ambas expresiones son equivalentes y sus correspondientes siglas son RCIU o CIR).

Factores que influyen en el nacimiento de bebés prematuros 

Las causas de que un bebé no crezca de forma adecuada durante su desarrollo también son muchas. Algunas son las mismas que pueden producir prematuridad:

  • Cuando la madre es muy joven o por el contrario, algo mayor
  • Cuando la madre ha engordado muy poco (o nada durante el embarazo) o si la madre es muy delgada
  • Cuando hay dos bebés (o más) (embarazos gemelares o múltiples)
  • Cuando la madre es fumadora
  • Cuando la madre sufre distintos tipos de estrés durante el embarazo (no deseaba el embarazo, tiene dificultades económicas, tiene excesivo trabajo,…)
  • Cuando la madre ha tenido otro hijo prematuro o si ha perdido algún bebé antes de nacer
  • Cuando la madre padece alguna enfermedad crónica
  • Cuando la madre consume drogas ilegales
  • Cuando la madre tiene algunas complicaciones en la gestación: diabetes gestacional, hipertensión, toxemia…
  • Las infecciones congénitas: citomegalovirus, toxoplasma, rubéola, etc. (con el inconveniente de que estas enfermedades pueden no producir síntomas en la madre, aunque se suelen hacer análisis de forma rutinaria, para detectarlos precozmente).

Si necesitas Salus que te asesoren durante el embarazo, parto y lactancia, atendemos a través de video-consulta aquí. Puedes llamarnos al 643823067 sin compromiso si tienes cualquier duda y te informaremos de todos los detalles que necesites. También puedes contactar mediante formulario de contacto. Nuestras profesionales estarán disponibles para vuestras necesidades y las de vuestros peques.

 

Dejar un comentario

Horario

Lunes-Domingo: 7 AM - 21 PM
¡Servicios urgentes!

Contacto

 Dirección: Calle de Vital Aza, 54, 28017 Madrid
Teléfono: 643 82 30 67

Email: info@pequesalus.com

Ofrecemos servicio de enfermeras Salus cualificadas en Madrid, Barcelona, Marbella, Andalucía y Málaga.

Suscríbete a nuestro boletín
¡Llámanos ahora!